Está claro que Microsoft es una empresa dedicada al Software y como empresa nos resulta lógico pensar que invertirá parte de sus esfuerzos no sólo en desarrollar sus productos sino también en publicitarlos y venderlos, algo que todos asumidos y comprendemos.

También comprendemos las decisiones de dejar de ofrecer soporte a ciertos sistemas operativos antiguos que ya no representen una gran base de usuarios y que resulten ya obsoletos (aunque se hayan visto obligados a parchear Windows XP con los últimos casos de ramsonware como WannaCry).

¿Pocesadores no compatibles?

Lo que no entendemos es un movimiento como el que nos hemos encontrado intentando actualizar un equipo con un procesador de las nuevas generaciones instalado en un equipo con Windows 7. (En el mensaje podemos leer:  El equipo usa un procesador diseñado para la versión mas reciente de windows. Dado que el procesador no es compatible con la versión de Windows que usas actualmente…)

Windows 7 Hardware no compatible

Resulta que, para recibir las actualizaciones del sistema operativo, cualquier tipo de actualización, no solo las relacionadas con los drivers, nos es imposible pues Microsoft nos avisa con un mensaje de que nuestro procesador no es compatible. Actualizaciones que cualquier otro usuario recibirá sin ningún problema siempre que tenga algún procesador más antiguo.

Según explica Microsoft en su web (ENLACE), sin ningún tipo de base técnica de la supuesta incompatibilidad, las generaciones afectadas, tanto con Windows 7 como con Windows 8, serán la séptima generación de Intel, los AMD “Bristol Ridge” y los Qualcomm “8996″, incluidos también los nuevos AMD “Ryzen”.

Comprendería que usando uno de los nuevos procesadores en un sistema operativo antiguo pueda perder parte de sus funcionalidades y que dichas funcionalidades no fuesen compatibles con el sistema, pero de ahí a que no pueda actualizar el sistema no existe ninguna razón convincente salvo una, que Microsoft quieran que jubiles tu Windows 7 o Windows 8 y pases por caja para pagar por Windows 10, mal, muy mal Microsoft.

Windows Update procesador incompatible

Microsoft y las lentejas

Estoy seguro que Microsoft gastará millones en marketing y publicidad, han de vender sus productos, sobre todo Windows 10, pero tratar de condicionar de esta manera a los usuarios es un poco drástica. Y es que cuando dependemos tanto de una compañía en el uso cotidiano de nuestros equipos no nos queda otra que aprender a que nos gusten las lentejas (si quieres las comes y si no….) porque esta supuesta “incompatibilidad del procesador” que nos venden no es más que un plato de lentejas bien calentito que Microsoft nos pone encima de la mesa (hay alternativas, podemos hablar de Linux, pero eso daría para otro post).

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.